LOPD: La justicia europea reconoce el derecho al olvido y obliga a Google a retirar datos personales

El Tribunal de Justicia de la Unión Europea (TJUE) ha dictaminado que Google está obligado a retirar resultados de búsqueda si lo solicita un ciudadano/a, si los sitios webs a los que enlaza contienen datos personales del solicitante aunque la web de origen no elimine la información o la información no esté publicada de forma ilícita.
Esta sentencia supone el reconocimiento judicial a un nuevo derecho que hace unos años no existía: el derecho al olvido. Recordemos que este derecho por el cual un ciudadano/a desea borrar sus datos personales de la red fue solicitado por 181 personas en el año 2012, un fuerte incremento si tenemos en cuenta que en 2007 sólo se recibieron 3 solicitudes.
Al considerar a Google, como parte en el tratamiento de datos de caracter personal, cualquier ciudadano/a puede dirigirse a él para hacer valer sus derechos ARCO.
La Agencia Española de Protección de Datos [AEPD] celebra la sentencia que significa que la compañía deberá adaptarse a la legislación española y europea aunque su sede esté en EEUU.

Nuevos retos en la protección de datos

En la Memoria 2012 de la AEPD se recogían las principales preocupaciones como son el seguimiento de los hábitos de navegación a través de las cookies y el imprescindible consentimiento informado del usuario para su instalación, los desafíos para la protección de datos que implica el cloud computing o los riesgos del reconocimiento facial en los servicios online.